Reservas
+34 977 830 078

Veranea en el Priorat

Estas vacaciones, escoge un verano como los de antes
  • hotel priorat verano 2020
Promoción Early Bird para los más previsores

RESERVA HASTA EL 30 DE JUNIO CON UN 30% DE DESCUENTO

**Reserva mínima de 3 días para dos personas en habitación doble. Promoción válida para todo el 2020. Política de cancelación estricta: no se permite la cancelación, pero si el cambio de fechas, siempre y cuando haya disponibilidad.

veranear v. intr. Pasar el verano en algún lugar, generalmente diferente de donde se vive habitualmente

Pasar, de quedarse quieto, de descansar. Para nosotros veranear es sentirse como en casa sin estar en ella. Viajar es descubrir nuevas culturas, sabores, personas. Es tomarse unos días para vivir una experiencia donde todo es nuevo. Veranear, en cambio, tiene que ver con detenerse, descansar en un lugar concreto, familiar, seguro. Dedicar las vacaciones al "dolce far niente", olvidarse de las prisas y los dobles chek en la lista de monumentos a visitar. Este verano toca veranear. Es el año de conocer un lugar de verdad y terminar fomant parte. Es saludar a la frutera, tumbarse en la hamaca, terminarse el libro, alargar la sobremesa y levantarse tarde Es hacer un picnic en el río y bucear cada cinco minutos en el agua fría.

Veranear significa cuidarse, comer bien, dedicar tiempo a uno mismo. Viajar es movimiento, y todos sabemos que este será un verano donde nos desprenderse de las distancias largas, del ansia de marchar lejos, de la prisa para verlo todo. Veranear es un verbo estático, del aquí y del ahora, del disfrute del presente. Es mudarse un días en una casa que no es tuya pero la sientes como el segundo hogar. Es no hacer nada, por fin, durante 10 días. Es no olvidar lo bueno que nos ha llevado el confinamiento. No hacer nada es una manera de hacer: como antes, como hace unos meses, como cuando todo iba a otro ritmo y nadie tenía tanta prisa. ¿Porque no volvemos a veranear, ahora que no podemos viajar? ¿Por que no nos dejamos llevar y disfrutamos de un verano como los de antes?

Te damos 10 consejos para que este año practiques el veraneo

1 No te muevas del Priorat. Hemos sido una de las primeras comarcas a pasar a la Fase 1 y una de las que menos contagios por Coronavirus ha registrado. Si veraneas con nosotros, ayúdanos a seguir así, desplazándote lo mínimo posible y disfrutando del aquí y del ahora, de la contemplación, del momento presente.

2 Practica il dolce far niente en el jardín o la terraza. Olvídate de las colas y las prisas. Tenemos dos jardines privados y una terraza para que no hagas nada durante todo el día, o porque charles con una copa de vino en la mano, o porque te acabes el libro pendiente.

3 Pasa el día al aire libre. Estamos rodeados de naturaleza y alejados de grandes ciudades. El Priorat es una de las comarcas con menos densidad de población de Cataluña y con un perfil de turista respetuoso y responsable. Te ayudaremos a descubrir rincones donde estarás prácticamente solo y te prepararemos un picnic para que te lo comas en medio del Montsant o de las viñas.

4 O pásate el día en el hotel. Si prefieres quedarte en casa, hemos programado sesiones de yoga y cata de vinos durante el verano. En el Hotel Hostal Sport te sentirás como en casa, pero no tendrás que preocuparte de nada.

5 Báñate en el río hasta que se te arruguen los dedos. No tenemos playa, pero si ríos y piscinas de agua natural, tantas como pueblos, para refrescarte del calor, mojarte los pies o renovarte por dentro y por fuera. 

6 Alarga la comida. Recupera aquellas comidas larguísimos, levantándose té de la mesa sólo para estirar las piernas. Come despacio, toma el vermut, el digestivo, la copa... y continúa tomando el fresco en la sobremesa durante horas y horas.

7 Olvídate de ser un turista. ¡Play like a local!. Después de unos días en el Priorat te saludará el frutero, y el camarero, y el enólogo de la bodega que visitaste el domingo. Te recomendaremos bodegas amigas, rutas por el Montsant y visitas relajadas a pueblos con encanto como Siurana. Nos conocemos la comarca entera y queremos que te sientas a gusto y en confianza.

8 Simplemente pasea, sin prisa ni rumbo, a pie o en bicicleta. Como dice Rafael López Monné en su artículo "No es imprescindible trazar una ruta. Intenta improvisar. Errar puede ser más un valor que un error. Da margen a la vida para que te sorprenda". Descubre paisajes tranquilos, senderos vertiginosos, carreteras vinícolas con curvas de escándalo o caminos con vistas a las zonas más emblemáticas del Priorat.

9 Déjate cuidar por nosotros y por los productores de proximidad. Este no es un verano de descubrir gustos exóticos, probarlo todo, hartarse a comer o picar cualquier cosa rápida. Sino de recuperar la ensalada y el aceite, de comprar fresas en el mercado de Falset, o de comer un pollo al horno ecológico criado con respecto aquí al lado. En el Restaurante te prepararemos los platos clásicos de la carta o, si te apetece, propuestas saludables diseñadas por la nutricionista Marta Conesa

10 Levántate tarde y descansa en nuestras habitaciones amplias y reformadas. Parquet, vigas de madera, vistas al jardín o en la calle principal del pueblo. Disfruta de la comodidad de un hotel de toda la vida ubicado en un entorno rural, tranquilo y seguro.
 

Este verano es un momento para desaprender a viajar y aprender a veranear. No hacer nada es una manera de hacer: como antes, como hace unos meses, como cuando todo iba a otro ritmo y nadie tenía tanta prisa. ¿Por qué no volvemos a veranear, ahora que no podemos viajar? ¿Por qué no nos dejamos llevar y disfrutamos de un verano como los de antes en el Priorat?